La abundancia de las cosas, aunque sean buenas, hace que no se estimen, y la carestía, aun de las malas, se estima en algo

realmente la pluma más reconocida del mundo, tiene razón una vez más, nunca nos damos cuenta de lo que tenemos sino hasta que lo perdemos, el anhelo es un sintoma de que cuando algo se tuvo no se supo aprovechar.

"La abundancia de las cosas, aunque sean buenas, hace que no se estimen, y la carestía, aun de las malas, se estima en algo"

la opulencia lleva en muchas ocasiones a los humanos a no darse cuenta d lo que tienen por ejemplo probablemente las próximas navidades o en cualquier otra fecha estemos cenando una deliciosa comida sin darnos realmente cuenta de lo que eso significa .

"La abundancia de las cosas, aunque sean buenas, hace que no se estimen, y la carestía, aun de las malas, se estima en algo"

asi es en casi todas las cosas, todo en exceso es malo, pero lo es mucho peor cuando es algo que nos hace ser soberbios como lo extremamente material. cuando se logra obtener algo y se empieza de cero, es mucho mas gratificante y mucho mas envidiable que cuando lo obtenemos gratis o por ayuda de alguien. la carestia, hace al hombre sensible, honrado y sencillo y cunado logra triunfar, nunca sera hostil con los demas. davidpreyes@hotmail.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *