Vencer sin peligro es ganar sin gloria

nuestros peores enemigos y obstáculos están alojados en nosotros mismos, y, finalmente, para vencer, no te predispongas de posibles riesgos y peligros, ellos se harán enormes e imbatibles o insignificantes y pusilánimes, en la misma medida que tú los sobredimensiones, o sencillamente los evalúes en su justa medida. a veces se vence sorteando peligros y dificultades que solo están en nuestra imaginación, tal cual, terribles gigantes que solo son molinos de viento... atte. hermes varillas labrador

"Vencer sin peligro es ganar sin gloria"

nuestros peores enemigos y obstáculos están alojados en nosotros mismos, y, finalmente, para vencer, no te predispongas de posibles riesgos y peligros, ellos se harán enormes e imbatibles o insignificantes y pusilánimes, en la misma medida que tú los sobredimensiones, o sencillamente los evalúes en su justa medida. a veces se vence sorteando peligros y dificultades que solo están en nuestra imaginación, tal cual, terribles gigantes que solo son molinos de viento... atte. hermes varillas labrador

"Vencer sin peligro es ganar sin gloria"

nuestros peores enemigos y obstáculos están alojados en nosotros mismos, y, finalmente, para vencer, no te predispongas de posibles riesgos y peligros, ellos se harán enormes e imbatibles o insignificantes y pusilánimes, en la misma medida que tú los sobredimensiones, o sencillamente los evalúes en su justa medida. a veces se vence sorteando peligros y dificultades que solo están en nuestra imaginación, tal cual, terribles gigantes que solo son molinos de viento... atte. hermes varillas labrador

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *